OUR BLOG

Personal injury news, articles, and resources.

Negligencia Médica y Daños Durante el Nacimiento

Un médico tiene un grado de atención diferente a una persona que no tiene una formación médica. El grado de atención para los médicos es el cuidado que un profesional de salud ordinario y prudente, con la misma formación y experiencia, proporcionaría en circunstancias similares en la misma comunidad.  

En un embarazo, por ejemplo, si un médico actúa negligentemente, por no detectar la urgencia de la situación, su conducta puede ocasionar lesiones muchas veces irreparables para la madre y para el recién nacido. Estas lesiones pueden ocurrir durante el embarazo, el parto y el posparto.

Las causas más comunes de lesiones son ocasionadas por las siguientes razones:

  • No informar a los padres de la anormalidad de un bebé, lo que resulta en un parto problemático.
  • No ayudar adecuadamente a los padres a evitar un embarazo, como una histerectomía mal hecha, lo que resulta en un embarazo erróneo.
  • No diagnosticar o retrasar el diagnóstico de un problema.

DAÑOS A LA MADRE 

La madre puede sufrir varios tipos diferentes de daños. Ella puede sufrir, por ejemplo, un embarazo erróneo que ocurre cuando una mujer queda embarazada a pesar de haber optado por algún método para evitar el embarazo, como la esterilización.

Existen varios tipos de  lesiones que la madre puede sufrir debido al fracaso para diagnosticar y tratar alguna enfermedad o algún problema médico durante el embarazo como una preeclampsia, diabetes materna o infecciones.

Por último, la madre puede tener complicaciones durante el parto, como hemorragia o desgarro perineal.

DAÑOS AL RECIÉN NACIDO

Casos de daños al recién nacido ocurren cuando un médico no advierte a los padres sobre las anormalidades de su bebé. Si los padres hubieran sido informados, podrían haber optado por hacer un aborto. Esto siempre y cuando el médico no haya detectado anomalías en el feto durante el embarazo, o el médico no haya dado los resultados adecuados de exámenes hechos. 

Los daños pueden ser internos o externos. Algunos bebés pueden tener daños cerebrales  al nacer y reflejan las características y síntomas inmediatamente por la incapacidad para succionar o tener movimientos espásticos. En otros casos, los efectos de una lesión de nacimiento pueden aparecer solamente en el futuro, cuando el bebé empiece con problemas de desarrollo, como la incapacidad de sentarse, gatear, caminar, hablar o comer de forma independiente. 

Otros ejemplos de posibles daños ocasionados en el nacimiento son: 

  • Laceraciones fetales
  • Inflamaciones y hematomas
  • Cefalohematoma
  • Asfixia Perinatal
  • Hemorragia Craneal
  • Lesiones de la Médula Espinal

En todos los casos de daños, sea a la madre o al recién nacido, los padres son las personas legítimas para solicitar una compensación por los daños sufridos.

Es fundamental contactar un abogado experimentado en daños personales, en especial en negligencia médica y lesiones para perseguir su caso. Estos tipos de daños son muy delicados y traumáticos, por eso debe elegir su abogado con cuidado para que obtenga el mejor resultado posible y compensación adecuada para las lesiones sufridas.

Obtenga una cita gratuita marcando al  (713) 529-0220 para una evaluación de su caso. 

COPYRIGHT ALL RIGHTS RESERVED © 2017 - DISCLAIMER